Menú Cerrar
  • Es una bacteria que se anida en la mucosa gástrica y que provoca inflamación y hasta posibles úlceras. 

  • Se realiza para valorar el metabolismo de los carbohidratos cuando existen signos o síntomas de intolerancia a estos. Esta prueba se realiza principalmente en niños.

  • Es una proteína proveniente de los leucocitos que se puede detectar en heces y se utiliza como indicador de inflamación. 

  • Los cristales de charcot-leyden son estructuras derivadas de los eosinófilos y los basófilos. Su presencia es indicador de un proceso inflamatorio, principalmente alérgico. Se pueden observar en enfermedades como asma, parásitos, enfermedades sistémicas, reacciones cutáneas alérgicas, entre otras. 

  • Se realiza para investigar sangrado, infección, alergias e inflamación del tubo digestivo. Además de la presencia de microorganismos patógenos.

  • El exceso de grasa en heces se conoce como esteatorrea. Esta prueba se realiza para valorar daño a nivel digestivo o si existe algún un trastorno que afecte la digestión de alimentos y de absorción de nutrientes (malabsorción).

  • A la muestra de heces se le pueden realizar pruebas de tipo físico, químico y microbiológico, que ayudan en el diagnóstico de algunas enfermedades gastrointestinales. Puede incluir: Examen macroscópico (color, consistencia, moco, restos de alimentos, parásitos macroscópicos). Examen fisicoquímico (pH, sangre oculta). Examen microscópico (parásitos microscópicos, almidón, cristales, fibras musculares, fibras vegetales, células epiteliales, leucocitos, eritrocitos). 

  • Esta prueba detecta la presencia de antígenos de rotavirus y adenovirus en heces. Ambos virus causan diarrea, y son muy frecuentes en niños.

  • Prueba importante para confirmar sangrado gastrointestinal, el cual puede ser el único dato de cáncer de colon. Como parte de un chequeo de rutina, de forma anual a partir de los 50 años.

  • Detecta sustancias dañinas producidas por la bacteria Clostridium difficile. La infección por esta bacteria suele darse en pacientes hospitalizados luego de tomar antibióticos. Causa desde diarrea hasta inflamación severa del colón.